Borrachín de goma

hace 3 meses
Rogelio ‘N’ quedó bien magullado luego de caer de una altura de cuatro pisos, lo sorprendente fue que se levantó como si fuera de goma.

Rogelio ‘N’ quedó bien magullado luego de caer de una altura de cuatro pisos, lo sorprendente fue que se levantó e intentó subir a su departamento; los vecinos aseguran que la juventud y su estado etílico ayudaron a que no partiera al otro barrio.

Enrique Castro / De Peso

CANCÚN, Q. Roo.- Bien ‘madrificado’ quedó un paisano al perder el equilibrio y caer de una altura de cuatro pisos por andar echando trago con sus ‘compitas’, en un edificio del fraccionamiento Prado Norte, ayer a las 5:45 de la mañana.

Luego de tener un alegre ‘chupidomingo’ Rogelio ‘N’, de 21 años, le entró duro y tupido a las ‘kawasakis’ con sus ‘cuadernos’ de doble raya a grandes alturas en dicho fraccionamiento de la supermanzana 260, en la calle Waxin con avenida Tulipán.

Su ‘pior es nada’ le pidió que dejará de tomar, pero el ‘mala copa’ se negó y en esas andaba haciendo berrinche cuando perdió el equilibrio y cayó al vacío, dándose tremendo ‘utazo’ contra el suelo, donde quedó bien magullado.

Al parecer su juventud y la borrachera que traía encima lo salvaron de visitar a la calaca tilica y flaca, pues al precipitarse desde un cuarto piso, o sea más de ocho metros de altura la libró; según chismearon las lenguas viperinas al caer rebotó como pelota.

Para sorpresa de su amada y de algunos trasnochados, Rogelio se levantó como si nada y se dispuso a subir a su departamento con ayuda de los vecinos, quienes llamaron a los servicios médicos para que le dieran una ‘escaneadita’.

Cuando los paramédicos arribaron, batallaron para que el paisano se dejara atender, pero finalmente aceptó el apapacho que alivia y fue trasladado al Hospital General, con el objeto de descartar alguna lesión interna que por el ‘marranazo’ pudiera afectarle en el futuro.

Ruletero que causó un contratiempo a los pasajeros de una van de Villas del Sol cuando se le cerró, para desafanarse le dijo al chafirete que lo perdonaba.
No se salió con la suya

Teodosia Abán podría perder la pierna izquierda, luego que un vecino de la comunidad Tres Reyes le disparó con una escopeta.
Entre la vida y la muerte por un escopetazo

Cerrar