camión
Esquivar a un tráiler que invadió carril, a la altura del kilómetro 154 de la carretera federal 184, al ‘chofi’ de un doble semirremolque le costó una de sus plataformas con 20 toneladas de materiales para construcción.

Alejandro Poot

CHETUMAL, Q. Roo.- Más de 20 toneladas de materiales para construcción quedaron esparcidos en el monte, después que se desprendió una de las plataformas del doble semirremolque que las arrastraba por la carretera federal 184, el viernes por la noche.

Los hechos ocurrieron a las 11:20 de anteanoche cuando la Dirección de Seguridad Pública recibió el reporte de un tráiler accidentado en el tramo conocido como las ‘curvas del diablo’.

De acuerdo con datos recabados en el lugar del guamazo, el conductor del tractocamión, quien no quiso sus 15 segundos de fama, circulaba bien ‘tranquis’ de poniente a oriente sobre la vía ‘federica’ hasta que llegó a la altura del kilómetro 154, donde otro camionzote invadió su carril,  así que volanteó para evitar el choque.

El ‘pex’ estuvo en que, al realizar la maniobra evasiva, el último remolque, de los dos que arrastraba, se desprendió de la base y acabó ‘clavado’ en el monte; en el recorrido gran parte del material quedó sobre la vía, pero no tanto como lo que terminó en la maleza; el remolque transportaba bloques de construcción, así como sacos de cal y pegazulejo.

Al lugar arribaron los ‘polifedericos’, quienes, mediante una grúa arrastraron el remolque hasta el corralón federal, en lo que se realiza el deslinde de responsabilidades.

 

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí