La joven quedó embarazada y su madre le dió de todo para que abortara y nadie supiera de los abusos.

Agencias / De Peso
ARGENTINA.- Una joven de 19 años decidió denunciar que era violada por su padre y su hermano desde los nueve años.

De acuerdo con El Debate, Ana Paula tenía nueve años cuando vivió una infancia aterradora, llena de maltrato y abusos por parte de su padre y su hermano mientras que su mamá no hizo nada al respecto.

Diez años más tarde, la joven de la provincia de San Juan, Argentina, se armó de valor y presentó una denuncia contra sus tres familiares quienes enfrentan juicio. “A los 9 años mi papá empezó a abusarme. Mi primer beso lo tuve con él, a los 12 años perdí mi virginidad con mi hermano

“Cualquier oportunidad de soledad era aprovechada por ellos. A los 15 quedé embarazada y mi mamá me dio pastillas y muchas cosas para que abortara”, relató con valentía ante las cámaras en la Sala I de la Cámara Penal .

Su padre entraba a su habitación por las noches donde la tocaba y la obligaba a tener relaciones sexuales con él.

Parecíamos una familia normal, pero eran unos psicópatas”. Ella le contó a su mamá lo sucedido pero no le creyó.

Un día su madre sorprendió a su esposo en pleno acto, desnudo, pero este le dio un empujón para que se hiciera la dormida.

La joven confesó que entre su padre y su hermano llegaron a violarla tres veces por semana y fue a los 15, cuando vivió el momento más difícil: quedó embarazada.

Como era un embarazo avanzado las cosas que le dieron para abortar no funcionaron y un médico se negó a sacarle el feto.

Los padres se pusieron furiosos, sin embargo, el bebé ya estaba muerto y le hicieron un legrado. Después de años de abuso, Ana Paula conoció a su actual novio en un autobus.

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí