Fuerte ‘A-Ventó-n’

hace 4 días
Rodolfo ‘B’ conducía un Volkswagen Vento y a la altura del kilómetro 236 del tramo Tulum-Playa del Carmen acabó en el carril contrario, luego de ser golpeado por una troca.

Rodolfo ‘B’ conducía un Volkswagen Vento y a la altura del kilómetro 236 del tramo Tulum-Playa del Carmen acabó en el carril contrario, luego de ser golpeado por una troca.

Óscar Améndola / De Peso

TULUM, Q. Roo.- Un automovilista disminuyó su velocidad para evitar chocar contra un vehículo, pero una camioneta le pegó, así que perdió el control del auto, pasó sobre el camellón, invadió el carril contrario y dio un giro de 180 grados, en el tramo Tulum-Playa del Carmen, donde resultaron dos personas lesionadas.

Aproximadamente a las 10:30 de la mañana de ayer, reportaron un accidente a la altura del kilómetro 236+300 de la carretera federal 307, cerca del hotel Dreams, por lo que de inmediato mandaron a las unidades policíacas y médicas.

El chilango Rodolfo ‘B’, de 36 años, conducía un Volkswagen Vento color arena con placas YWD-008-A, pero al disminuir su velocidad para no impactarse contra otro auto, el poblano Jorge ‘C’, de 27 años, quien viajaba atrás a bordo de una troca Toyota Tacoma gris con matrícula SZ-5598-F le pegó, lo que ocasionó que Rodolfo perdiera el control de la nave, subiera al camellón e invadiera el carril contrario después de una voltereta.

Los paramédicos de la Cruz Roja atendieron a María ‘C’, de 63 años, quien acabó con algunos golpes en cara, cabeza y espalda, mientras que el conductor del Vento fue trasladado a las instalaciones de la Benemérita Institución para su adecuada atención médica; como sus lesiones fueron leves, ambos conductores llegaron a un arreglo.

Debido a que perdió el eje delantero de su mototaxi, un ‘ñor’ terminó ‘polimadrificado, tras dar varias vueltas en el aire antes de azotar su puerquecito en la carretera a Subteniente López.
¡’Eje-le’, se la partió!

Chamacona que jineteaba una Honda Dio besuqueó el pavimento al tratar de esquivar una alcantarilla abierta lo que la hizo perder el control de su yegua y la mandó al nosocomio.
Al suelo por un huecote

Cerrar