El pasado miércoles fue hallado el cadáver purefacto de Carlos ‘N’ en el interior de su cantón, en el fraccionamiento Las Palmas; sus familiares llevaban días sin saber de él.

Redacción/De Peso

CANCÚN, Q. Roo.- La Ministerial investiga a un posible sospechoso luego de que el  miércoles se encontró el cadáver putrefacto de Carlos ‘N’; un familiar ya lo identificó, pero las indagatorias del crimen siguen adelante.

Se supo que el occiso días antes armó un pachangón en su chante, después de eso ya nadie supo de él, una parienta recibió una llamada de la mamá del difunto para decirle que estaba preocupada por Carlos, por eso la tía acudió el miércoles a la casa del sujeto, quien tenía 23 años, y ahí descubrieron que llevaba varios días muerto y ya se encontraba en estado de putrefacción.

Entre las investigaciones, la autoridad supo que Carlos armaba fiestas donde le metía más que alcohol a su cuerpo. Su propio tío manifestó que sabía que Carlitos era consumidor de cocaína, pues en varias ocasiones le vio bolsitas con polvo blanco.

Los ‘ministeriosos’ tienen las características de un fulano que pasó la noche con el finado, pues según un testigo, Carlos  lo metió a su cantón y  lo escondió en uno de los cuartos de la casa, un vecino se percató de esto pero nunca supo por qué  Calín lo ocultaba.

Al parecer tenía una relación muy estrecha con el desconocido, pues varias veces lo vieron llegar a altas horas de la noche.

Como se recordará anteayer fue hallado un cadáver putrefacto que tenía una soga en el cuello, y estaba tapado con una sabana, al parecer  quisieron hacer que la escena pareciera un suicidio.

Se abrió una carpeta de investigación por los hechos.

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí