Evitan delito, les tiran bala

hace 4 meses
Agentes de todos los colores se movilizaron entre la 200 y la 102, luego que unos malosos balearon a unos municipales.

Agentes de todos los colores se movilizaron entre la 200 y la 102, luego que unos malosos balearon a unos municipales.

Orville Peralta / De Peso

CANCÚN, Q. Roo.- Un ataque contra ‘cuicos’ de la Municipal en la supermanzana 200, terminó en una persecución y en un mar de confusión en la supermanzana 102 ayer a las 12:00 del día; en el merequetengue se logró la detención de dos vatos, uno de ellos lastimado y además un ‘pitufo’ herido, el cual fue trasladado al IMSS de la 510.

El relajito empezó  porque todas las corporaciones activaron sus antenitas de vinil tras escuchar el botón  de pánico de su radio portátil, y se enteraron de un enfrentamiento a balazos entre pistoleros a bordo de un Versa blanco y sus compañeros de la unidad 5922, en la que viajaban los ‘polis’, Carlos Ramírez Altuzar (conductor) y Enrique Martínez Arévalo (copiloto).

Según versiones de los hechos, los malandros intentaron “levantar” a una persona en la calle Imperial, de la supermanzana 200, donde los ‘polizontes’ presenciaron el acto y corrieron a evitar la privación de libertad; en respuesta, los maleantes soltaron plomo a diestra y siniestra dándole de tiros a la unidad policiaca en al menos cinco ocasiones.

De inmediato se dejó caer la ‘bandera’ de uniformados  en busca de los presuntos, quienes jalaron hacia la avenida Puerto Juárez (Talleres).

Se supo que en el enfrentamiento el agente Martínez quedó herido en la pierna y fue apapachado por paramédicos de Jet Medical.

En la corretiza  perdieron de vista la unidad blanca, pero minutos después se toparon con un segundo vehículo, una Pick Up gris, matrícula  SZ-8N37-D, en la cual viajaban dos tipos con cara de pocos amigos, a quienes les marcaron el alto, pero hicieron caso omiso y nuevamente se armó la persecución.

En calles de la supermanzana 102 detuvieron a Manuel Aldair ‘N’, de 20 años, originario de Cancún y Eduardo ‘N’, de 43, de Chiapas.

Luego del intenso operativo en esta zona se dejó caer toda la ‘liga de la justicia’, pues no descartaron que  los tipos estuvieran relacionados con la agresión a sus ‘compas’, pues al parecer abandonaron el carrito blanco para abordar la troca.

Uno de ellos salió con el cuento chino de que “casualmente” por ese rumbo estuvo a punto de ser asaltado y por eso pidió apoyo al otro ‘ñor’, quien lo abordó en su troca y por eso echaron la carrera. Los detenidos dijeron no conocerse, pero la autoridad no se tragó el choro y será en las investigaciones, donde se definirá si tenían o no relación con la agresión a los agentes.