Válgame ‘Dio’, qué ‘ranazo’

hace 3 meses
Lesionado

Z.H.M., a bordo de su motocicleta Honda Dio, pasó por una zona de gravilla, perdió el control y derrapó gachamente hasta quedar tendido y aporreado en el pavimento; fue valorado por ‘uremitos’, pero no quiso visitar el hospital.

Pedro Hernández/De Peso

CHETUMAL, Q. Roo.- La mañana de ayer un motociclista terminó con el cuerpo raspado, ya que manejaba su burra motorizada sobre la Calzada del Centenario cuando perdió el control al pasar un tramo con gravilla y derrapó.

A las 9:27, elementos de la Policía Municipal Preventiva realizaban sus recorridos de rutina a lo largo de las distintas calles de la ciudad, cuando sobre la Calzada del Centenario visualizaron a un motociclista que iba delante de ellos a bordo de una Honda Dio roja, placa JLG2R, quien al pasar por una zona de gravilla perdió el control y derrapó más de cinco metros hasta quedar tendido junto a su moto en la banqueta.

De inmediato los uniformados bajaron de su unidad para auxiliar al charro motorizado, identificado con las iniciales Z.H.M., y solicitaron una ‘chillona’; al lugar llegaron paramédicos de la Unidad de Respuesta a Emergencias Médicas (UREM), quienes le hicieron su debida alineación de esqueleto y se despidieron, pues el motoneto no quiso ser trasladado ya que dijo iría por su propia cuenta al hospital, a pesar de que tenía una raspón en la pantorrilla izquierda y un guamazo en la ‘chompeta’.

Finalmente, ‘matutes’ y paramédicos se retiraron del lugar, dejando al motociclista afuera de su ‘chante’ para que descansara.

 

 

¡Vaya tragedia!

Acabó llantas pa’ arriba

Cerrar