En la calle Paloma con Maxuxac fue ‘madrificado’ un don por sus “cuates”, el cual resultó con la nariz fracturada.
En la calle Paloma con Maxuxac fue ‘madrificado’ un don por sus “cuates”, el cual resultó con la nariz fracturada.

Redacción / De Peso

CHETUMAL, Q. Roo.- Con el ‘puerco’ traqueteado terminó anteanoche un ‘caón’, casi cuando el reloj marcaba la ‘hora de las brujas’, pues se lio a golpes con otros compañeros de ‘chupe’, que pasaron a ‘maderazos’; por la partida de ‘mandarina’  en gajos, el ‘ñor’ terminó con la nariz rota, lesiones y cortaduras causadas por los golpes y patadas que le dieron sus camaradas.

Los hechos ocurrieron el viernes a las 11:50 de la noche, un don, que no sabía ni su nombre, fue salvado por ‘pitufos’ de la raza Municipal, cuando estaba siendo apaleado por varios ‘caones’ en visible estado de ebriedad, luego de que se armó tremenda pelea callejera en la calle Paloma con Maxuxac, debido a que el alcohol no hizo buen juego con las malas actitudes que tomaron los que ahí andaban ‘chupando’ harto ‘guaro’.

El lesionado, a quien llamaremos ‘El Molleja’, estaba siendo ‘madrificado’ bien ‘chidoris’, que hasta los vecinos pensaron lo iban a dejar más muerto que las vaquitas marinas, por lo que al ver que los azules llegaron a toda velocidad y le hicieron paro, comenzaron a respirar tranquilamente, ya que no habría muerto esa noche.

‘Ponecuritos’ de la Unidad Médica de Bomberos llegaron para atender al lesionado, quien presentó ‘ingadazos’ en todo el cuerpo, causados por golpes con palos que recibió, además de que tenía fracturado el tabique nasal; motivo por el cual fue subido a la ‘chillona’ y llevado al ‘HospiGen’ para una buena atención médica.

Al final de cuentas, aunque los ‘cuicos’ buscaron a quienes le dieron en la ‘máuser’ al ‘caón’, no dieron con ellos porque estaban escondidos en chantes cercanos.

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí