Buen susto se llevó Fernando Contreras, ya que mientras descansaba en su hamaca vio que el techo de su chante era consumida por el fuego.
Buen susto se llevó Fernando Contreras, ya que mientras descansaba en su hamaca vio que el techo de su chante era consumida por el fuego. [Foto: Pedro Amador]

Pedro Amador / De Peso

BACALAR, Q. Roo.- Paisano que dormía plácidamente en su hamaca pegó tremendo brinco para salir de su jacal, ubicado en la colonia Luis Donaldo Colosio, cuando se dio color de que el techo comenzó a arder, por lo que de inmediato solicitó el apoyo de los bomberos, quienes lograron apagar el fuego antes de que consumiera su vivienda.

A las 11:00 de la noche de antier, ‘cuicos’ y ‘bomberawers’ de este Pueblo Mágico se enteraron del incendio de una palapa situada sobre la avenida 19B entre calles 40 y 42, donde se dejaron caer los ‘tragahumo’.

Al llegar los vulcanos charlaron con don Fernando Contreras Gómez, de 61 años, quien les ‘sopeó’ que cuando se encontraba acostado vio que se incendiaba el techo de huano de su casa, por lo que procedieron a echarle chorros de agua hasta sofocar el siniestro.

Los ‘manguerudos’ señalaron que para combatir al chamuco utilizaron ocho mil litros de agua, y sobre la causa que originó el fuego dijeron ignorar el motivo, aunque corrió el rumor de que fue provocado.

Por fortuna las llamas solo consumieron parte del techo, y una vez que los bomberos verificaron que no había más peligro, las unidades de emergencias se retiraron del lugar, dejando a don Fernando llorando su dolor.

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí