Fuerte ‘utazo’ le acomodó ebrio conductor de un ‘batsurito’ a un Pointer cuando transitaban sobre la avenida Maxuxac.
Fuerte ‘utazo’ le acomodó ebrio conductor de un ‘batsurito’ a un Pointer cuando transitaban sobre la avenida Maxuxac.

Enrique Mena / De Peso

CHETUMAL, Q. Roo.- Un ‘chupirul’ que manejaba un auto del año del caldo se ensartó contra una vagoneta en la colonia Proterritorio, ayer a las 7:30 de la noche.

Cuando el ebrio paisano se dio ‘color’ de que la había regado se bajó de su Nissan Tsuru café, engomado campechano DGS-21-55 para pelarse de la avenida Maxuxac, donde varios testigos lo jalaron de las greñas y lo obligaron a quedarse en el sitio como los meros ‘machos’, por la despedazada de metales.

Una ‘ñora’ y un chiquitín que viajaban a bordo del Volkswagen Pointer plateado, matrícula URT-853-D, resultaron ‘polimadrificados’, por lo que los ‘ponecuritas’ de la Unidad de Respuesta a Emergencias Médicas (UREM) arribaron para sobarles los ‘puerquecitos’, aunque no fue necesario trasladarlos a hospital alguno.

Los chismosos sopearon que ambas ‘navestruces’ circulaban de oriente a poniente sobre la avenida Maxuxac, pero entre Alfredo V. Bonfil y Chetumal, el ‘batsurito’ embarró su ‘trompa’ contra la otra.

Los ‘tranchos’ llegaron en un ‘tris’ pa’ presumir sus trajes de gala y de ‘volón’ hicieron el deslinde de responsabilidades, mientras que el ‘chofi’ pasado por alcohol recibió ‘raid’ directo y sin escalas al botellón municipal.

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí