Mia Khalifa aconseja a las chicas, que si algún productor se les acerca, “hay un spray de gas pimienta en tu bolso por un motivo".

Agencias/De Peso

La ex actriz hizo un llamado de alerta a las miles de jóvenes que son captadas por la industria cada año, muchas de ellas son adolescentes con problemas de autoestima.

Tenía 21 años, su corazón bombeaba como nunca y la mirada de una decena de hombres se clavaba directamente en su figura desnuda. El día que Mia Khalifa debutó en el porno, a finales de 2014, no sabía que aquellas seis escenas, por las que apenas cobró 12 mil dólares, se convertirían en unas de las más vistas entre los millones de vídeos de ‘Pornhub’.

Hizo un llamado a las miles de jóvenes que son captadas por la industria del porno cada año en Estados Unidos, muchas de ellas cuando todavía son adolescentes y con problemas de autoestima, porque para ella se ha vuelto prácticamente imposible salir de su papel.

El Islam la tiene amenazada, intentó ser comentarista deportiva, pero los jugadores la acosaban, pero no quiere verse como una víctima y lucha contra el estigma.

Mia Khalifa aconseja a las chicas, que si algún productor se les acerca, “hay un spray de gas pimienta en tu bolso por un motivo. Úsalo y, ¡corre!”.

View this post on Instagram

*white girl influencer voice* “take me baaaaaack”

A post shared by Mia K. (@miakhalifa) on

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí