¡Vaya parentela!

hace 4 días
Una abuelita ‘tabasnecia’ huyó con su nieta sin la autorización de la madre, armando tremendo 'chou' en el fraccionamiento Las Américas.

‘Azulejos’ de la banda estatal pegaron la carrera hasta un domicilio del fraccionamiento Las Américas, donde supuestamente había una menor lastimada, pero resultó ser que una abuelita ‘tabasnecia’ huyó con su nieta sin la autorización de la madre.

Pedro Amador / De Peso

CHETUMAL, Q. Roo.- El reporte de una menor lesionada movilizó a la Policía y otras unidades de emergencias a una vivienda del fraccionamiento Las Américas, donde al llegar se enteraron que se trataba de un pleito familiar debido a que una abuelita se negaba a entregar a su nieta argumentando que su hija la maltrataba y la tenía muy descuidada; los hechos sucedieron a eso de las 2:00 de la madrugada de ayer.

Se supo que doña Teresa ‘N’, de 56 años, se dejó caer a esta ciudad procedente de Tabasco, para llegar directamente a casa de su hija Sandra ‘R’, de 29 años, a quien engatusó con el cuento de que iría a una tienda acompañada de la menor.

Pero en realidad, ambas se dirigieron a la vivienda de otro familiar, ubicada sobre la calle Managua por Luis Manuel Sevilla, en el fraccionamiento Las Américas, donde pasarían la noche y viajar al día siguiente a su lugar de origen.

Doña Tere explicó a los ‘cuicos’ que su nieta creció con ella cuatro años, pero hace unos días su hija viajó a Tabasco y se la trajo sin su autorización; agregó que su retoño tiene dos hijos más, y que su actual esposo apenas le alcanza para darles de comer, pues vende golosinas en las calles.

“Por eso vine por mi nieta, para llevarla de regreso conmigo; ¿para qué la quiere?, si no la puede mantener y además la maltrata”, dijo la ‘ñora’.

Los rescatistas valoraron a la niña, encontrando algunos rasgos de descuido, pues presentaba ronchitas en varias partes del cuerpo.

Como las involucradas no llegaron a un acuerdo el caso quedó en manos del agente del Ministerio Público especializado en lo familiar, para el deslinde de responsabilidades.